Mi banner

Contelles: “García debe explicar los recortes que sufrirán los vecinos por aprobar un presupuesto con 800.000 € más de gastos que de ingresos”

La portavoz del Partido Popular en el ayuntamiento de La Pobla de Vallbona, Mari Carmen Contelles, ha exigido al alcalde de la localidad, Josep Vicent García, que explique a los vecinos “qué recortes van a sufrir por la irresponsabilidad del equipo de gobierno local al aprobar un presupuesto para 2018 que recoge 802.000 euros más de gastos que de ingresos”.

Mari Carmen Contelles ha asegurado que García y su concejala de Hacienda, Iris Marco, “han rizado el rizo de la incapacidad al llevar al pleno y aprobar unas cuentas con inestabilidad presupuestaria y que recogen, asimismo, un endeudamiento en 3,5 millones de euros”.

Contelles ha citado el informe de la interventora municipal, “documento que el alcalde ha ignorado”, que señala textualmente que ‘el presupuesto municipal para el ejercicio 2018 arroja una necesidad de financiación de 802.363,86 euros, por lo que incumple el objetivo de estabilidad presupuestaria’. 

Según ha explicado la portavoz popular, “el incumplimiento de la regla de gasto conlleva la necesidad, como establece la legislación, de elaborar un plan económico-financiero que permita el cumplimiento en los siguientes ejercicios del objetivo de estabilidad presupuestaria, lo que se traducirá en recortes en los servicios que el ayuntamiento presta a los vecinos”.

En este sentido, ha recordado que el ayuntamiento tiene ahora un plazo de un mes para elevar al Pleno el citado plan de ajuste para corregir el desequilibrio presupuestario.

Mari Carmen Contelles ha asegurado que Josep Vicent García y su equipo de gobierno “son los peores gestores de la historia de la Pobla de Vallbona. Era algo que ya sabíamos, pero ahora ellos mismo los han corroborado con datos plasmándolo negro sobre blanco en un documento oficial”.

A juicio de Contelles, “se trata de la enésima muestra del desprecio hacia los ciudadanos con el gobierna el tripartito, que no duda en utilizar el presupuesto municipal para tratar de contentar a todas las partes aunque ello signifique recortar en servicios y derechos a los ciudadanos de la Pobla”.

“En este caso la gravedad es tal que no podemos ni tan siquiera hablar de los equilibrios para tratar de apuntalar un pacto débil, porque el resultado ha sido, precisamente, un desequilibrio cuyo coste ahora recaerá sobre los vecinos”, ha zanjado.

Deja un comentario