Agricultura financiará los intereses de los créditos por sequía y subvencionará la replantación de los almendros muertos

La Conselleria de Agricultura destinará “en torno a 10 millones de euros a paliar los efectos producidos por la sequía en los cultivos de secano y en las explotaciones ganaderas en extensivo en la Comunitat Valenciana durante 2015”, según destacó el secretario autonómico de Agricultura, Alfredo González.
Durante la tercera reunión del Comité de Seguimiento de la Mesa de la Sequía, en la que se abordó la actual situación hídrica, González anunció que en breve saldrá publicada una orden de ayudas de la Conselleria orientada a los agricultores y ganaderos, que estará dotada con 8,77 millones de euros. Esta medida consta de tres tipos de acciones: facilitar la solicitud de préstamos para explotaciones afectadas por la sequía, de los que la Conselleria bonificará los intereses; financiar los intereses de los préstamos existentes desde 2009 para instalaciones de jóvenes agricultores y planes de mejora durante 2015 y 2016 y subvencionar el coste de los avales concedidos por la Sociedad Anónima Estatal de Caución Agraria (SAECA).
Además, González explicó que la Conselleria está trabajando con el Ministerio de Agricultura y Medio Ambiente en otra orden de ayudas específica para paliar los daños en almendros que se han visto afectados por la sequía. En este caso, se trata de una medida cofinanciada al 50% entre ambas instituciones, que en conjunto aportará seis euros por árbol muerto y replantado por la sequía.
Asimismo, durante la reunión se acordaron las dos medidas que la Conselleria ha puesto en marcha en este ámbito: las ayudas de reestructuración y reconversión de viñedo y un aumento en la subvención de los seguros agrarios.

Críticas de la Unió de Llauradors al Ministerio de Agricultura
La Unió de Llauradors, por su parte, denuncia que de “las ayudas que aprobó el Ministerio de Agricultura en agosto para paliar las pérdidas por la sequía, una vez cerrado el plazo para solicitarlas, sólo se beneficiarán un total de 83 explotaciones en toda la Comunitat Valenciana, cuando las pérdidas directas por la sequía en nuestro territorio ascienden a unos 400 millones de euros”.
La Unió ya criticó en su día que “estas ayudas eran una auténtica burla para los agricultores y ganaderos de la Comunitat Valenciana y que de ellas no se iba a beneficiar prácticamente nadie, porque eran muy restrictivas y sólo servían para financiar coste de avales e intereses, es decir, para incrementar el endeudamiento de los agricultores y ganaderos”. Informa Luis Ibáñez.

Mi banner

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*