David Doménech: «Lo principal es crear las condiciones para que Cheste vuelva a generar empleo»

El alcalde de Cheste en su despacho. tc.c

El alcalde de Cheste en su despacho. tc.c
— PREGUNTA: ¿En qué situación económica afronta Cheste la actual crisis?
— RESPUESTA: Como he repetido en numerosas ocasiones, la situación económica del Ayuntamiento de Cheste no es, en absoluto, preocupante. Ya quisieran muchos ayuntamientos tener los balances y las liquidaciones que presentamos nosotros cada año. Hemos pedido acogernos al Plan de Pagos de Proveedores sin tener que presentar un Plan de Ajuste «sangrante» para nuestros vecinos y eso es síntoma de una buena agestión económica. Aun así, estamos con los ojos abiertos y todos los concejales tienen orden de reducir al máximo los gastos en cada área. Es momento de gastar dinero sólo en lo realmente necesario, y no en otras cosas. Estoy convencido de que esta crisis va a servir para que el dinero se utilice de una forma mucho más eficiente en Cheste.
— ¿Qué análisis realiza de este primer año de la legislatura?, ¿se ha visto condicionado en la ejecución de determinados proyectos?
— El primer año de legislatura ha sido un año duro, como supongo que serán todos los que quedan. Creo que estamos ante los años más difíciles para gobernar, para llevar un Ayuntamiento puesto que se ha reducido drásticamente nuestros ingresos mientras que los gastos se mantienen y las ayudas llegan con cuentagotas. Por otro lado, debemos seguir ofreciendo el mejor servicio a nuestros ciudadanos que es para quien trabajamos. Así que, en mi opinión, son los años más complicados para un alcalde, aunque en lugar de agobiarnos o desfallecer creo que la actitud adecuada es la de pelear, luchar y trabajar más que nunca. Sólo así saldremos de esta o lo llevaremos como pueblo lo mejor posible. Ante las dificultades hay que crecerse. En cuanto a los proyectos para el municipio, tengo que decir que en estos momentos nuestro principal proyecto es estar en el día a día de los ciudadanos. Ahora hacemos nuestro mayor esfuerzo en continuar mejorando las instalaciones educativas de Cheste con la colocación de un ascensor en el CEIP nº 3 o la mejora de los accesos en el CP Blasco Ibáñez y el adecentamiento de las vallas en el CP Giner de los Ríos. También nos esforzamos por mejorar las instalaciones deportivas: pádel, separación de pistas de tenis y del pabellón, spinning, gimnasio… ah! y la rehabilitación de los vestuarios del polideportivo. Y nos esforzamos en mejorar las zonas de ocio y recreo: mejores parques para niños, nuevos parques para perros, remodelación importante en el parque de la Lomiquia gracias a las magnífica labor de la Escuela Taller. Todo esto que se ha mencionado repercute en el día a día de los vecinos de Cheste y de sus familias, por lo que es ahí donde debemos estar ahora. Creo que seremos el municipio con una mayor actividad para jóvenes y niños en verano tales como el campamento urbano, campamento de verano, escuela de inglés, escuela de agosto, competiciones deportivas… Todo esto cuesta dinero y trabajo. Los grandes proyectos deberán esperar, pero no nos olvidamos de ellos. Ahora podemos avanzar en los trámites internos y burocráticos para que, cuando las cosas vuelvan a funcionar, no tengamos que perder el tiempo en los papeleos. De todas formas, en materia de grandes inversiones hicimos bien los deberes durante la legislatura pasada; instituto Ricardo Marín, colegio CEIP nº 3, guardería municipal, aulario nuevo para el Blasco Ibáñez, pabellón polideportivo, césped en el campo de fútbol, biblioteca pública…
— ¿Cuál es la principal preocupación del alcalde en estos momentos?
— Hay dos cosas que me preocupan de una forma especial; Una de ellas es el desempleo y la otra el IBI. Cada día atiendo en mi despacho o por la calle a numerosas personas que han perdido el trabajo e incluso a algunas ya no les corresponde ni cobrar el subsidio. Sinceramente es lo que más me angustia en estos momentos porque ahí tenemos poco margen de maniobra para dar solución a las múltiples demandas que tenemos. Yo, personalmente, he centrado todos mis esfuerzos en tratar de atraer empresas e inversión privada hasta Cheste, y algo hemos conseguido. Pero todavía queda mucho por hacer. Como decía, la otra es el IBI, pues en Cheste estamos pagando una de las decisiones menos inteligentes que haya tomando nunca un ayuntamiento, y lo hizo la última corporación socialista que hubo en la población: solicitar una revisión catastral de los inmuebles de nuestro pueblo, justo cuando los valores estaban por las nubes. Esto hace que cada año suba el impuesto que paga cada chestano de una forma desmesurada. En este asunto, la corporación actual estamos viendo de qué forma podemos conseguir que la subida mencionada sea menos gravosa para los vecinos.
— Nos comentaba meses atrás su firme decisión de apostar por la ubicación de nuevas empresas en el polígono que ayuden a ampliar la oferta de empleo. ¿Se ha conseguido?
— Se ha conseguido algo, pero quiero más. Afortunadamente, y como todos sabéis, las gestiones realizadas y las medidas adoptadas para ser atractivos a las empresas han comenzado a dar sus frutos. Pero esperamos recoger más y poder dar más buenas noticias en esta materia en los próximos meses.
— ¿Cuáles son los proyectos más destacados para lo que resta de legislatura?
— Como ya he tratado de dejar bastante claro, mi principal proyecto es facilitar las condiciones para que en Cheste se vuelva a generar empleo. Ahora, en el plano más «material», durante los próximos años ejecutaremos los proyectos que tenemos íntegramente subvencionados: zona verde biosaludable alrededor del municipio, recuperación del aljibe y del antiguo depósito del agua, restauración de las plazas Levante y Lomiquia… Todo esto sin costar un céntimo a los chestanos. Es decir, subvencionados al 100%. En la despensa tengo otros proyectos que iremos anunciando en la medida que veamos que se pueden ejecutar.
— ¿A qué factores atribuye el notable aumento poblacional?
— Yo destacaría que ha sido un aumento poblacional progresivo, poco a poco y año a año. Se debe a múltiples factores; uno de ellos la inmigración, otro la natalidad chestana que es favorable y otro a que muchas personas que pasan por nuestro municipio finalmente deciden quedarse por la calidad de vida que se ofrece. También hace bastante el hecho de ser un pueblo tradicionalmente agrícola y que sigue contratando mano de obra principalmente en los meses de recolección… personas que con suerte pueden renovar sus trabajos o incluso deciden establecerse. También la reagrupación familiar, el boca a boca… En Cheste «somos austeros, pero la gente es muy acogedora». Cheste tiene servicios y mantiene el encanto de ser pueblo, de la familiaridad… gusta para vivir.
— ¿En qué punto están las relaciones con la oposición?
— Pues en un punto en general bueno. Ellos defienden sus posiciones y su forma de hacer las cosas y nosotros la nuestra. En los plenos quizás nos expresemos todos con más rotundidad o con cierta tensión, pero en general puedo decir que la oposición de Cheste, tanto los compañeros del PSOE como muy especialmente la concejal de EU, trabajan mucho, mantienen las formas y son educados. Me siento satisfecho, sé que tenemos muchas diferencias entre nosotros, pero me gusta pensar que frente a todo lo que nos diferencia prioricemos el ser vecinos y el estar todos preocupándonos por hacer lo mejor para Cheste y los chestanos. Somos ante todo compañeros.
— ¿Y con instituciones como la Diputación y la Generalitat?
— Muy bien, la verdad. Gracias a las buenas relaciones que mantenemos con ambos organismos conseguimos que nos tengan en cuenta para muchos proyectos que emprenden o consideren también nuestras necesidades. Como en todo lo que te interesa debes estar encima, ser tú el que insista… pero para eso soy alcalde, para insistir y personarme para pedir…
— Si pudiera elegir un deseo para el futuro más inmediato, ¿cuál sería?
— ¿Sólo uno? Pues no pediría nada para el Ayuntamiento. Lo que pediría es que todos los chestanos en edad de trabajar pudieran hacerlo. También resulta que estos días hemos padecido uno de los incendios más duros, por lo que no quiero olvidarme de esta situación tan delicada que se vive en diversos pueblos de la comarca. Mi deseo en este punto es que se recupere nuestro entorno cuanto antes y que no vuelva a repetirse un hecho de estas características.

Mi banner
Mi banner

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*