El pleno de Riba-roja de Túria solicita al gobierno más inversiones en la línea de cercanías que afecta a los 1.500 vecinos de La Reva

El pleno del Ayuntamiento de Riba-roja de Túria ha aprobado por unanimidad de todos los partidos políticos -PSPV, Compromís, Esquerra Unida, PP, Podem Riba-roja y Ciudadanos- una propuesta del equipo de gobierno en la que exige al Estado el cumplimiento de las inversiones previstas en la línea de cercanías C3 que une las localidades de Valencia y Utiel, alrededor de 85 kilómetros de distancia, y que cuenta actualmente con una estación en esta localidad, denominada la Reva.

El texto refrendado por todos las formaciones políticas -además de adherirse a la Declaración de Xirivella- insiste en reclamar la ejecución inmediata de todas las actuaciones previstas en el protocolo rubricado en abril de 2010 entre la Generalitat y el Ministerio de Fomento -a día de hoy es papel mojado- en el que destaca un aumento de las frecuencias mediante la electrificación de la línea con una incorporación de la vía doble, la construcción de estaciones y la adecuación de algunas de ellas, le mejora de servicios en algunos apeaderos, la unión con la red de metro, mayor accesibilidad para personas con movilidad reducida y la obtención de un certificado de calidad europeo.

Una de las propuestas más demandadas por las 12 localidades afectadas por la línea de cercanías es la ausencia de una parada del tren en la estación del Norte, una circunstancia que se arrastra desde el año 2008 cuando se iniciaron las obras de la alta velocidad europea (AVE) que obliga a los pasajeros de Riba-roja a apearse en Vara de Quart en lugar del centro de la capital, en la estación del norte.

El alcalde de Riba-roja, Robert Raga, ha subrayado la importancia de estas actuaciones «para los más de 1.500 vecinos que habitan en la Reva, con más de 500 viviendas actualmente y que se encuentran desamparados desde hace 7 años sin que puedan acceder al centro de Valencia y tengan que hacer, por ello, transbordos y otro tipo de desplazamientos para acceder a su lugar; la propuesta aprobada por el pleno municipal es la reivindicación al malestar y los inconvenientes que muchos de nuestros vecinos y usuarios deben soportar a diario por la falta de voluntad del Gobierno central a la hora de atender estos requerimientos justificados y razonables».

La moción del equipo de gobierno de Riba-roja de Túria incide, además, en la exigencia al Estado de la cesión de las competencias en la gestión de Renfe en el ámbito de las cercanías «para que se puedan cristalizar plenamente de una vez y las demandas se acometan en un periodo breve de tiempo» ya que actualmente los vecinos de la Reva se ven privados de un servicio público con las debidas comodidades».

Por último, el alcalde de Riba-roja ha lamentado la actitud «sectaria» y «electoralista» demostrada por la Ministra de Fomento, Ana Pastor, al recibir a los portavoces del Partido Popular de la comarca de l’Horta, donde existe un mayor volumen de usuarios y viajeros, y marginar, por ende, «a los alcaldes firmantes de la Declaración con el único objetivo de obtener un rédito político de cara a las próximas elecciones generales de diciembre; se trata de una burla a todos los ciudadanos representados por los munícipes que han sido elegidos de forma democrática».

Mi banner

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*