La Unió de Llauradors critica la nueva normativa europea sobre plantación de viñas

La nueva normativa europea sobre regulación de las autorizaciones para la plantación de viñedos entrará en vigor el 1 de enero de 2016 y podrán presentarse alegaciones antes de su aprobación supondrá para los viticultores “una pérdida de patrimonio histórico como son los derechos de plantación de viñedo que ahora tienen un valor aproximado de unos 1.500 euros por hectárea en Requena-Utiel”, afirmó Alberto Lacruz, dirigente de la Unió de Llauradors.
Recordar que a partir del próximo año los derechos de plantación de viñedos está previsto que sean cambiados por autorizaciones y por tanto, los derechos perderán su valor económico, porque no se podrán comprar ni vender. Solamente “este año serán posibles las transacciones de derechos de plantación” dijo el representante agrario.
Uno de los aspectos que preocupa a los viticultores del proyecto sobre autorizaciones de plantación de viñedos, es que cada año se podrá incrementar la superficie de viñedos hasta un 1 por ciento anual tomando como referencia el número de hectáreas de viña que haya en activo en el ámbito nacional. Sobre esta cuestión, Lacruz manifestó que “no tiene sentido que hasta hace poco tiempo se indemnizara por el arranque voluntario de viñas para eliminar excedentes de producción y ahora se pretenda incrementar la superficie de viñedos que aumentará de nuevo las producciones manteniendo los precios ruinosos que se pagan por los vinos a granel a los viticultores”. Informa Luis Ibáñez.

Mi banner

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*