El Consell paga 3,1 millones de euros al Ayuntamiento de Riba-roja «por una deuda pendiente de la época de Camps y Fabra»

La Generalitat Valenciana ha abonado al Ayuntamiento de Riba-roja de Túria los 3’1 millones de euros que la administración autonómica tenía pendiente de ingresar en las arcas municipales correspondientes a diversos proyectos e iniciativas que se había llevado cabo entre ambas partes y cuyo origen se remonta a la época en la que el Consell estaba presidido por Francisco Camps y, a continuación, con Alberto Fabra.

El abono de los 3.192.686 euros que la Generalitat acumulaba desde hace cerca de 8 años se refieren, principalmente, al proyecto de remodelación y restauración de la plaza del ayuntamiento, además de las obras de mejora y modernización de la propia casa consistorial inaugurada en el año 2009 y cuyo presupuesto estaba cifrado en un total de 2’9 millones de euros que corría a cargo íntegramente de la administración autonómica.

De los 3’1 millones abonados ahora un total de 1’7 millones corresponden a los últimos pagos de la rehabilitación del ayuntamiento mientras que los restantes 1’4 millones de euros corresponden a diversos conceptos como los bonos infantiles del pasado curso 2014-2015 (76.000 euros); asistencia sanitaria del cuarto trimestre de 2014 (16.083 euros); compra de material bibliográfico de 2013 (1.616 euros); ayuda a la ley de la dependencia de 2013 (29.840 euros); subvenciones para el circuito de danza y teatro de 2013 (3.100 euros); o la peatonalización del casco histórico de 2010 (150.000 euros).

De entre la deuda abonada también hay diversas partidas referidas a proyectos e iniciativas auspiciadas por la actual Generalitat a lo largo del pasado año 2015, entre las que destaca la subvención de la renta garantizada por valor de 170.000 euros; ayudas para el centro de día por valor de otros 170.000 euros; programa de menores durante el verano de 2015 por valor de 20.000 euros; otros 80.000 euros para el pago de los bonos infantiles del presente curso; las ayudas del programa Xarxa Llibres por otros 83.000 euros; o, por último, más de 150.000 euros en talleres de empleo y formación.

El equipo de gobierno ha subrayado «la diferencia de los nuevos rectores de la Generalitat que han cumplido su compromiso de liquidar las deudas que las administraciones anteriores del Partido Popular encabezadas por Camps y Fabra mantenían desde hace años con este ayuntamiento, ya que se trata de conceptos y proyectos muy importantes para el bienestar y la calidad de vida de nuestros vecinos; por ello, estamos muy satisfechos que, finalmente, se haya hecho justicia con el pago de estas deudas que en su momento el PP de Riba-roja fue incapaz de reclamar con insistencia a sus compañeros de partido».

El ejecutivo local añade que «se ha demostrado que es posible una nueva forma de gobernar en la que las personas y los proyectos sociales son un eje esencial para el desarrollo de nuestros vecinos y para los que lucharemos día a día con insistencia ante las administraciones autonómica, provincial o estatal al margen del partido que esté al frente de las mismas en cada momento».

Mi banner

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*