El plenario de Cheste aprueba por unanimidad el proyecto modificado de las obras de la EDAR Cheste-Chiva

Post també disponible en: Valencià

El pasado viernes, 12 de abril, se celebró un pleno extraordinario en la biblioteca municipal, debido a que el salón de plenos estaba ocupado por la enfermería de los actos taurinos. Tal y como se estipulaba en el orden del día, el pleno aprobó reconocimientos extrajudiciales de crédito para poder pagar facturas pendientes a proveedores, la creación de dos plazas en la plantilla municipal y el proyecto modificado de las obras de la nueva EDAR (Estación Depuradora de Agua Residuales) Cheste-Chiva.

Modificación de la plantilla municipal

Tras su aprobación durante la sesión, la plantilla del Ayuntamiento ha incorporado dos nuevas plazas, una de personal funcionario de habilitación nacional para el departamento de Tesorería y otra de monitora de actividades físicas dentro del Programa municipal de envejecimiento activo, esta última en cumplimiento de la sentencia del juzgado de lo social que reconoce la condición de personal indefinido laboral no fijo a la trabajadora que realizaba esa actividad, en las mismas condiciones que lo hacía.

“Ante la demanda presentada contra el Ayuntamiento, el equipo de gobierno, tras consultar con varios abogados, decide llegar una conciliación en la que la trabajadora renuncia a una parte muy importante de su indemnización; de esta manera generaremos el menor gasto posible a las arcas municipales”, explicaba la concejala de Hacienda, Mª Ángeles Llorente.

Proyecto nueva EDAR Cheste-Chiva

El último punto abordado fue la dación de conformidad al proyecto modificado de las obras de la nueva EDAR Cheste – Chiva, también por unanimidad.

En primer lugar, el alcalde, José Morell, puso en antecedentes el proyecto y detalló en el punto en el que se encuentra. “La construcción de esta depuradora viene de hace tres legislaturas; en la pasada, se hicieron los últimos avances con el establecimiento de un convenio con la EPSAR y con el Ayuntamiento de Chiva, en el que se acordó que los Ayuntamientos se harían cargo del coste de las expropiaciones, la Generalitat sufragaría los costes de las gestiones de dichas expropiaciones y la EPSAR, a través de una empresa llamada Vielca, costearía la construcción de la depuradora”, explicaba Morell. “Cuando el proceso de expropiación estuvo prácticamente culminado se dio el siguiente paso, que era poner a disposición de la EPSAR terrenos municipales para poder iniciar la construcción, y es en ese momento cuando surge una propuesta de la Concejalía de Medio Ambiente de hacer una pequeña modificación en el trazado que suponía mejoras. Este nuevo recorrido propuesto incluye dos pequeñas parcelas, de las que hay que pagar una servidumbre para que nos dejen pasar la tubería. El siguiente paso será hacer un nuevo protocolo con la EPSAR y el Ayuntamiento de Chiva, que se convertirá en convenio”, declaraba Morell.

Por su parte, el concejal de Medio Ambiente, David Pujals, amplió la información sobre la propuesta de cambio de trazado del proyecto de la futura depuradora. “A finales de 2021 hicimos un anteproyecto que contemplaba una modificación del trazado inicial con una longitud de 738 metros, frente a los 1200 metros que se habían planteado. Para ello tuvimos que hacer un estudio topográfico, que elevamos a la EPSAR, y también unas conexiones de pozos; esto suponía un ahorro de 1,2 millones de euros dentro del proyecto. La EPSAR consideró que era un ahorro consistente y que también conseguíamos mayor volumen de agua para los regantes, y entonces llevamos a cabo todos los trámites necesarios”, apuntaba Pujals.

Mi banner

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*