La Diputació condicionará la CV-415 y los accesos en las urbanizaciones Canyapar y Las Blasques de Turís

Post també disponible en: Valencià

La reforma de la carretera se completará en una segunda fase que ya está en estudio

En los últimos días han empezado las obras de acondicionamiento en la carretera CV-415 gestionadas con la Diputación de València que además de mejorar el tráfico servirán para ordenar los principales accesos a las urbanizaciones de Canyapar y Las Blasques y para eliminar, entre otros puntos peligrosos, las curvas de la zona conocida como el Regaixo en las cuales se han producido numerosos accidentes.

El alcalde de Turís, Eugenio Fortaña, se ha manifestado «satisfecho porque se trata de una reivindicación que mantenemos desde hace años y por fin se llevará a cabo después de numerosas gestiones con la administración provincial. En esta fase se ejecutará un tramo de cuatro kilómetros comprendidos entre el Regaixo y la masía de Calabarra, aunque la Diputación ya está estudiando y elaborando el proyecto con el cual se pretende concluir el acondicionamiento de toda la carretera».

Precisamente en dicha fase se incluirá la eliminación de una peligrosa curva que se encuentra en uno de los accesos a Cortitxelles.

Fortaña destaca la importancia de esta actuación «pues se trata de una carretera que soporta mucho tráfico habitualmente y que además de contar con un gran número de accesos directos de características muy heterogéneas, con condiciones de difícil visibilidad, tampoco dispone de un arcén suficiente para conducir con seguridad».
La actuación, que incluye la ampliación de la plataforma, mantiene el trazado original en casi toda su longitud excepto el tramo de cruce sobre el barranco Antonia, donde está prevista una mejora de trazado.

Mi banner

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*