Riba-roja prohibe instalar gasolineras, tanatorios y discotecas en el casco urbano y urbanizaciones y obliga a sex-shop y casas de apuestas a guardar 200 metros de colegios y parques 

Post també disponible en: Valencià

El pleno municipal aprueba por unanimidad una modificación del plan general para restringir este tipo de actividades económicas en las áreas habitadas

El pleno del Ayuntamiento de Riba-roja de Túria ha aprobado de forma definitiva el plan general de ordenación urbana (PGOU) para restringir la nueva instalación de gasolineras, tanatorios, discotecas, casas de apuestas y sex-shop en el casco urbano y en las áreas residenciales del término municipal. La medida se ha aprobado por unanimidad de todos los partidos políticos. 

La puesta en marcha de esta iniciativa cierra el proceso administrativo iniciado por el Ayuntamiento de Riba-roja de Túria que se aprobó el pasado 4 de julio de 2022 con una modificación puntual número 18 del plan general de ordenación urbana (PGOU) para la regulación de determinados usos, tras someter el mismo a la correspondiente información pública en los diversos portales de internet y su traslado a las administraciones públicas. 

La aprobación urbanística supone una regulación detallada de las condiciones de determinados usos de actividades económicas. De esta forma, las gasolineras no se podrán implantar, a partir de ahora, en ninguna zona residencial, ni en el núcleo urbano ni en las urbanizaciones por una cuestión de incompatibilidad. Sólo podrán hacerlo en aquellas áreas del término municipal permitidas, en los usos dominantes industriales. 

La modificación del PGOU afectará, también, a las condiciones de los tanatorios y las discotecas ya que no podrán ser instaladas en ninguna zona de ordenación predominante residencial, ni en el núcleo urbano ni en las urbanizaciones. En el suelo urbano o urbanizable sólo se podrán instalar en aquellos usos de predominancia industrial y en la zona de ordenación industrial compatible permitida. 

Las condiciones de uso de los centros y casas de apuestas, además, de las tiendas eróticas y sex-shop se regulan en esta modificación urbanística en cuanto a su instalación y actividad. De esta forma, este tipo de establecimientos sí se podrán instalar en zonas residenciales siempre que guarden, para ello, una distancia mínima de 200 metros de distancia respecto de cualquier centro de primaria o secundaria, público o privado. 

Además, la regulación del Ayuntamiento de Riba-roja de Túria establece que este tipo de restricciones se mantendrán sobre otro tipo de emplazamientos, como los 200 metros de distancia respecto del Parc Maldonado, la zona verde adyacente a la Casa de Cultura, el Conservatorio de Música y Danza, el Pabellón de Deportes, el Polideportivo, el campo de fútbol y, por último, la piscina cubierta. 

En este caso, la distancia se medirá en línea recta desde cualquier punto de la alineación exterior de la parcela desde la que se produzca el acceso habitual de los esoclares hasta el punto de acceso de la actividad a implantar. Además, en la misma regulación urbanística que entrará ahora en vigor considera incompatible su instalación en las áreas residenciales del término municipal. 

Por último, la nueva regulación establece también los usos comerciales concentrados, recreativos y de hostelería. De esta forma, los usos comerciales y recreativos que, dadas sus características intrínsecas, generen u ocasionen molestias se regirán por los usos correspondientes a taller y artesanía y para el uso industrial. Las condiciones de higiene y seguridad de estos locales cumplirán la normativa general. También se establecen los accesos y las dotaciones de aparcamiento para este tipo de actividades económicas. 

El alcalde de Riba-roja de Túria, Robert Raga, ha afirmado que esta modificación del plan general urbanístico “tiene como eje fundamental regular su instalación en las áreas habitadas o cercanas a zona residenciales, de forma que se pueda compatibilizar la libertad de abrir nuevas actividades económicas sin que se menoscaben los derechos al descaso y la tranquilidad de los vecinos, además de proteger, al mismo tiempo, los derechos de la infancia y los jóvenes”. 

Mi banner

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*